lunes, 9 de marzo de 2009

Hipocresía automovilística

Núñez Feijóo se pasea en un Citroën regalado (que tenga cuidado con eso porque un miembro del nuevo Gobierno de Obama dimitió porque se descubrió que tenía un coche que le había regalado la empresa a la que asesoraba). De repente, Feijóo se convierte en la contraposición al derrochador Touriño el cual andaba por ahí con Audi muy caro.
Es una lástima que muchos del PP no sigan el ejemplo de su compañero Feijóo. Ahí tenemos a Gallardón, por ejemplo. O un ejemplo muy flagrante, el del Gobierno de La Rioja con veinticinco Audis iguales al de Touriño (además, el Audi del presidente riojano está tuneado con televisión y fax).
En la Comunidad Valenciana, estos coches ya los llevaban nuestros políticos desde la era Zaplana (hasta entonces, los políticos valencianos viajaban en Fords, que se fabrican en Almussafes). El gasto en vehículos oficiales en la Comunidad Valenciana siempre ha sido desorbitado. En los presupuestos valencianos de 2009, se preveía un gasto de 850.000 euros (aunque después se rehizo el presupuesto). Así y todo tenemos que:

-Francisco Camps se pasea en un Audi A-8 del que la Generalitat no quiere dar precio (por algo será).

-Rita Barberá adquirió hace tres años un A-8 blindado que costó 267.336 euros y hace unos meses alquiló con opción de compra (renting) que supone 2.000 euros al mes para el ayuntamiento.

-Milagrosa Martínez, presidenta de Les Corts, mantiene los dos Audis que heredó de su predecesor, cargándose así la austeridad prometida.

-Los consellers disponen de un modelo inferior, el Audi A-6 que cuesta 60.000 euros sin blindaje. Un vehículo que hasta en número de ocho disponen en Les Corts por sistema de renting. También adquirieron hace unos meses mediante el sistema de renting otros ocho Audi A-6, y también cuentan por el mismo sistema con dos Audi A-4 para los escoltas. El contrato se adjudicó por 896.000 euros y dos meses después emplearon otros 12.000 para cambiar los asientos delanteros de la flota.

-Otros que disponen de Audi A-8 son Carlos Fabra (con la de veces que le toca la lotería, era lógico que derrochara sin límites) o la flamante nueva alcaldesa de Alicante, Sonia Castedo.

4 comentarios:

julian dijo...

Que pasa que con la compra de un audi te dan una papeleta para un sorteo de un jamón o qué?.De esto no se queja rajoy ,no?.Una bicicleta les daba yo a todos ,que no contamina y nos sale más barato a TODOS los valencianos(lo de todos lo pongo en grande que parece que a los que votan al pp no les cobran impuestos ).

Kurtz dijo...

No lo sé. Pero yo le estoy pillando una tirria a Audi que no veas (y antes ya le tenía bastante).
Por cierto, secundo la moción de las bicicletas, haber si así construyen un carril bici decente en Valencia.

julian dijo...

Da pena el carril bici en valencia,se corta por 20000 sitios,es un desastre y además peligroso para el que va en bici.

Kurtz dijo...

Hecho con la cabeza. Mejor dicho, para que te des de cabeza contra el suelo. Como tú dices, cortado (cuando no hay coches aparcados encima o contenedores en medio), en mal estado (tramo calle Cuenca), sin ninguna lógica en su trazado...